lunes, 2 de febrero de 2015

TARTA DE GALLETAS OREO (sin horno)

Prepara esta deliciosa tarta de galletas Oreo con un riquísimo sabor casero. La vi hace poco en esta página y la guardé para hacerla con una buena excusa.


La excusa llegó este finde. No era una buena excusa pero sí, tenía que hacerla porque sabía que gustaría un montón!!!

Vamos a por los ingredientes. Para hacer la Tarta de Galletas Oreo (sin horno) vas a necesitar:

Para el relleno: 250gr. de queso de untar tipo Philadelphia unas gotas de esencia de vainilla 70gr de azúcar 200ml. de nata para montar (tenla siempre fría y así monta mejor) 4 hojas de gelatina neutra. Galletas Oreo para decorar.

Para la base: Pues como ya es habitual haremos una base con las galletas trituradas y mantequilla... 200gr. de galletas oreo (saca la crema del interior) y 2 o 3 cucharadas de mantequilla blandita.

Preparación: Empieza por la base de la tarta. Tritura las galletas Oreo sin la crema del interior y coloca el resultado en un recipiente. Añade la mantequilla blanda y amasa hasta conseguir una mezcla consistente.

En un molde forra con papel y vacía la mezcla en él. Utilicé un molde redondo desmoldable con papel en el fondo para poder desmoldar después sin problemas.

Con la ayuda de una cuchara, presiona la mezcla para conseguir que la base de la tarta quede compacta y así evitar que se deshaga al servirla. Reserva la base en el congelador.

Vamos a preparar el relleno de la tarta. Para ello necesitas colocar las hojas de gelatina en un poco de agua fría para que vayan perdiendo consistencia.

En un recipiente coloca los 250gr. de queso Philadelphia junto con los 70gr. de azúcar y unas gotitas de esencia de vainilla.

Bate muy bien con la ayuda de unas varillas electricas hasta conseguir que los ingredientes queden completamente mezclados.


En un recipiente que pueda ir al fuego, echa 4 cucharadas de nata líquida para montar y las hojas de gelatina. Pon a calentar y remueve hasta que la gelatina quede disuelta. Retira del fuego y deja que se enfríe un poco.

En un recipiente aparte monta los 180ml. de nata sobrante e incorpóralos a la masa con cuidado para no estropear la consistencia de la nata.

Añade también ahora la gelatina disuelta y remueve con cuidado hasta que quede totalmente incorporada.


Saca del congelador el molde con la base de galleta y rellena con esta masa. La tarta ya está hecha. Ahora tienes que decorarla como quieras o como puedas, como es mi caso.

Puedes añadir a la masa de Philadelphia trocitos de galletas semi trituradas, Añadir galleta (sin el relleno) a la masa, mezclando... o poniendo simplemente galletas enteras "incrustadas" en la tarta... tu misma con tu arte :D

Prepara esta tarta con tiempo. Necesitas dejarla enfriar en la nevera unas 4 horas antes de consumir como mínimo. Mejor de un día para otro.

Espero que la disfruteis ¡¡Hasta la próxima!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario